Menú

El principio del fin de la ocupación ilegal marroquí y de sus aliados sobre el Sahara Occidental. Hmad Hamad

Ya han terminado las dos jornadas de negociaciones entre marroquíes y saharauis en Ginebra. El enviado personal del Secretario General de la ONU para el Sahara Occidental, el señor Horst Köhler, logró sentar a las dos partes, junto a los países vecinos Mauritania y Argelia. A pesar de que Marruecos se había negado a reunirse en repetidas ocasiones, finalmente acabó aceptando tras una serie de presiones, y por el claro esfuerzo del señor Köhler por resolver este caso cuanto antes.

Cabe recordar que el año pasado Marruecos empezó a presionar y cuestionar las funciones de la ONU en los territorios ocupados del Sahara Occidental, en especial con el ataque del ocupante al ex Secretario General de la ONU, Ban Ki-moon, tras visitar Bir Lehlu en los territorios liberados saharauis y los campamentos de refugiados, para ver de primera mano la situación del pueblo saharaui refugiado. También su representante en aquel entonces, Christopher Ross, sufrió un gran acoso por hacer su trabajo como enviado especial en el Sahara Occidental. Otro elemento a tener en cuenta las sentencias del Tribunal de Justicia de la Unión Europea sobre los acuerdos que incluyan el territorio saharaui, sentencias que se siguen violando como si nada.

La de Ginebra es una reunión que parte, según la lógica, para llegar a una solución duradera al problema saharaui, donde el pueblo pueda decidir su futuro a través de un referéndum ya que es la solución más coherente, justa y pacífica. Una consulta que permitiría al pueblo decidir directamente.

Las caras de la delegación marroquí reflejaban la clara derrota. Como as en la manga se habían hecho acompañar por un@s tránsfugas saharauis, ya que están utilizando este nuevo método para confundir la opinión pública dando a entender que el problema existe entre los saharauis, una sucia estrategia que describe las malas intenciones con las que acudieron a la mesa. Usan a traidores y los presentan como otra parte más en las negociaciones, mientras que estos no representen en absoluto a los saharauis, con el fin de salir de este callejón sin salida en el que se encuentran. Este cara a cara supone un trauma para el ocupante y para su violación de las leyes y su política patética y fracasada que lleva cometiendo durante todo este tiempo en los territorios ocupados ilegalmente.

La delegación marroquí se paró de manera teatral para hacerse fotos en la entrada a las negociaciones, colocando a los intrusos y traidores en primera fila, pretendiendo enfrentar entre sí a los saharauis. Ya han perdido muchas batallas intentando marroquinizar el Sahara, fracasando constantemente en el intento. El verdadero problema existe entre Marruecos y el representante legítimo del pueblo saharaui, el Frente Polisario.

No podemos ignorar todas las violaciones de derechos humanos que Marruecos comete a diario contra la población saharaui, además de tener presos políticos saharauis bajo torturas y en pésimas condiciones en cárceles marroquíes. A pesar de todo, los presos siguen su lucha detrás de las rejas.

Hoy los saharauis pueden estar muy orgullosos de lograr una nueva victoria contra el genocida ocupante marroquí, victoria que dice mucho del esfuerzo que se hace cada día por todos y todas las saharauis, por creer cada día en la lucha pacífica y por defender la verdad, la justicia y la libertad para nuestra tierra. Hoy la esperanza ha vuelto a encenderse en los corazones de los saharauis.

Fuente: Poemario por un Sahara Libre


¿Te ha interesado esta noticia?

¡¡ Suscríbete a los boletines de CEAS - Sahara !!