A pesar de las manipulaciones y falacias de Marruecos…

Brahim Gali presidente de la RASD

El presidente de la República Árabe Saharaui Democrática (RASD) y Secretario General del Frente Polisario Brahim Gali llegó a España la pasada semana para recibir tratamiento médico.

Algo que debería ser normal, obligó al gobierno español a declarar que se le permitió viajar “por razones estrictamente humanitarias”. A partir de ahí, se han sucedido una serie de noticias falsas que lo único que persiguen es dañar la imagen del líder saharaui.

Así, Marruecos, potencia ocupante del Sáhara Occidental como indica la ONU o la UE, llamó al embajador español, Ricardo Díez-Hochleitner Rodríguez, a una reunión de urgencia en la sede del Ministerio de Exteriores en Rabat, “con el fin de expresarle su malestar” por la presencia del presidente saharaui en un hospital español donde está siendo atendido.

Marruecos en un ejercicio de injerencia propio de una monarquía bananera se cree con el derecho a interferir en los asuntos internos de España, intentando influir y dirimir quién entra o quien sale de nuestro país o a qué invitado atiende nuestro gobierno.

El presidente de la República Árabe Saharaui Democrática (RASD), Secretario General del Frente Polisario, ha sido recibido por muchos jefes de Estado de todo el mundo y ha visitado decenas de países. Cabe recordar que Marruecos ha ratificado el Acta Constitutiva de la Unión Africana (UA) de la que la RASD es fundadora y que por lo tanto, el Reino alauí reconoce a la RASD como un estado africano independiente. También reconoce a su presidente y las fronteras de su territorio.

Y ¿Cuál ha sido el resultado de la pataleta marroquí? Una vez más, como es lo habitual, utilizando el grifo la inmigración ilegal. Cuando se escribe esta nota han desaparecido cinco cayucos llenos de migrantes que partían desde las costas del Sáhara Occidental ocupado y hace unas horas se ha encontrado otra embarcación con 24 personas muertas a bordo.

Esta es la política de buena vecindad de nuestro vecino del sur en su eterna transición a la democracia.

Mientras esto sucede, los voceros del majzen en algunos medios conservadores españoles llaman incluso a la detención del presidente saharaui de forma inmediata por unos supuestos delitos, que hasta el momento, no se han podido demostrar.

Sería interesante preguntarse por qué Marruecos y los medios del majzen en nuestro territorio no protestaron de la misma manera, cuando fueron hospitalizados otros dirigentes saharauis en España.

Sin duda, lo que pretenden estos medios es ocultar lo que si es una realidad, y es que la justicia española imputó en 2015 por un delito de genocidio en concurso con detención ilegal, torturas, asesinatos y desaparición forzada a once militares marroquíes por los hechos relacionados con la ocupación marroquí del Sáhara Occidental.

Es una indecencia aprovechar la presencia del presidente de la RASD en nuestro país para chantajear a España en cuestiones económicas, comerciales y migratorias, algo a lo que Marruecos nos tiene acostumbrados y que parece, por desgracia, a lo que también nuestro gobierno se ha acostumbrado.

Desde CEAS, queremos trasladar al presidente Brahim Gali un saludo fraternal, así como desearle una pronta recuperación y regreso a los territorios liberados de la RASD para seguir la lucha por la independencia del Sáhara Occidental que tanto deseamos.

Coordinadora Estatal de Asociaciones Solidarias con el Sáhara – CEAS-Sáhara

¿Te ha interesado esta noticia?

¡¡ Suscríbete a los boletines de CEAS - Sahara !!

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Ayúdanos a difundir en las redes sociales

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on email
Share on print