Portada del sitioPrensa y RecursosAgenda
Descargar en formato PDF
Universitarios piden en el Senado «libertad» para Haidar y el Sahara
El jefe de gabinete de Moratinos regresará mañana a Lanzarote para volver a entrevistarse con la activista saharaui

Agencias - Madrid | 01/12/09

Un grupo de 25 jóvenes universitarios aprovecharon hoy la primera jornada de Puertas Abiertas del Senado para exhibir carteles y camisetas con lemas en apoyo a la activista saharaui Aminatu Haidar y proclamas a favor de la "libertad" del Sahara Occidental y la celebración de un referéndum de autodeterminación.

JPG - 27.5 KB
Un grupo de universitarios ha mostrado camisetas pidiendo la libertad de la activista saharaui Aminatu Haidar (EFE)

Como es habitual, el presidente del Senado, Javier Rojo, esperaba junto a los demás miembros de la Mesa de la Cámara y los portavoces de los grupos parlamentarios a los primeros ciudadanos en la Puerta del Príncipe para recibirles en el primer día de puertas abiertas.

Entre las personas que esperaban haciendo cola para visitar las dependencias del Senado se encontraba un grupo de jóvenes universitarios que aprovecharon el momento en el que pasaban frente a los políticos para sacar carteles en apoyo a la activista que se encuentra en huelga de hambre en el aeropuerto de Lanzarote. También exhibían lemas como "Sahara libre" y "PSOE da la cara".

JPG - 12.3 KB
Otro momento de la protesta de lxs universitarixs

En declaraciones a los periodistas, exigieron al Gobierno español una actitud "responsable" frente al problema del Sahara Occidental y le acusaron de "favorecer" la postura de Marruecos, un país "dictatorial que no respeta los derechos humanos".

Estos jóvenes entraron a visitar la Cámara Alta tras intercambiar unas breves palabras con los responsables políticos y aprovecharon su paso por el salón de Plenos para sentarse en los escaños de la primera fila -reservados para los miembros del Gobierno- y exhibir camisetas también en apoyo a la activista saharaui.

El jefe de gabinete de Moratinos volverá a reunirse mañana con la saharaui

Por su parte, el jefe de gabinete del ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, Agustín Santos, regresa hoy a Madrid desde Lanzarote después de explicar a la activista saharaui Aminatou Haidar todas las opciones para que regrese a El Aaiún. Fuentes de Exteriores indicaron a Servimedia que en el aeropuerto de Lanzarote, donde Haidar lleva 15 días en huelga de hambre, se ha quedado un funcionario del Ministerio que dirige Moratinos como enlace entre la activista saharaui y las gestiones que España está realizando para que vuelva a su casa. Universitarios piden en el Senado «libertad» para Haidar y el Sahara

Santos regresará mañana a Lanzarote para volver a hablar con Haidar, en caso de que ella siga rechazando todas las vías ofrecidas por el Ejecutivo, que pasan por pedir un nuevo pasaporte al Consulado de Marruecos o aceptar el asilo o la nacionalidad española para regresar a El Aaiún.

De la delegación de tres personas que envió Moratinos a Lanzarote, uno regresó el domingo, Santos lo hace hoy aunque prevé regresar mañana, y el tercero seguirá en la ciudad para seguir de cerca el caso.

El propio presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha asegurado que la diplomacia española seguriá presentando «nuevas iniciativas y nuevas propuestas» a la activista saharaui Aminetu Haidar, que permanece en huelga de hambre en el aeropuerto de Lanzarote por tercera semana consecutiva. En rueda de prensa al término de la Cumbre Iberoamericana de Estoril, Zapatero evitó responder a la pregunta de si fue un error no negarse ante Marruecos a que enviara a la fuerza a Haidar en un avión rumbo a España, donde hizo escala antes de regresar a El Aaiún tras haber recogido un premio en Estados Unidos.

Fuentes diplomáticas españolas confirmaron la semana pasada que Rabat avisó al Ministerio español de Exteriores de su decisión de expulsar a la activista antes de que ella aterrizara en España.

Zapatero ha expresado hoy su "apoyo" a Haidar y aseguró que el Ejecutivo está haciendo todo lo que puede para arreglar su situación, "poniendo encima de la mesa varias soluciones diplomáticas sobre el estatus de esta persona". Adelantó además que el Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación presentará no obstante "nuevas iniciativas y nuevas propuestas" -que no concretó- para poder "encontrar una solución a una cuestión que tiene sus complejidades".

«El trasfondo político» del asunto

El jefe del Ejecutivo se refirió así al "trasfondo" político que hay en torno al caso de Haidar -el contencioso del Sáhara Occidental- y subrayó que la solución a este conflicto "sólo llegará de un acuerdo entre el pueblo saharaui y Marruecos", que Naciones Unidas lleva intentando liderar desde hace tiempo.

Zapatero señaló que España "apoya" a Naciones Unidas, como hace la inmensa mayoría de la comunidad internacional, en la búsqueda de ese objetivo, pero advirtió de que la "llave" de la solución reside "en el acuerdo" entre las partes que, en su opinión, "quien puede llevarlo adelante es Naciones Unidas".

El jefe de la diplomacia española, Miguel Ángel Moratinos, aseguró ayer que si el objetivo de Haidar es regresar a El Aaiún las opciones que tiene "son las tres que el Gobierno le está ofreciendo": recuperar su pasaporte marroquí, darle asilo político en España o concederle la nacionalidad española. Moratinos consideró además que quienes asesoran a la activista "le están impidiendo" lograr su objetivo de volver a El Aaiún, de donde fue expulsada por el Gobierno marroquí el pasado 14 de noviembre.

ABC

* Puedes ver aquí imágenes de esta protesta en el Telediario de TVE.