Portada del sitioPrensa y RecursosAgenda
Descargar en formato PDF
Aminetou Haidar, una nueva muestra de Violencia contra las Mujeres

El 25 de noviembre se celebra el Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres. Desde las redes de apoyo a la UNMS y a las mujeres saharauis, os animamos a acompañar a Aminetou Haidar en el aeropuerto de Lanzarote (Canarias) y respaldar su denuncia y su exigencia de respeto a los derechos humanos, muy especialmente de los derechos humanos de las mujeres.

Os animamos a difundir este comunicado y sumaros al mismo en cada comunidad autónoma, siendo voz de las mujeres saharauis que hacen de su día a día testimonio de defensa de los derechos fundamentales.

Las redes de apoyo a la UNMS, las organizaciones de solidaridad con el pueblo saharaui y especialmente con las mujeres saharauis, en una fecha tan señalada como el 25 de noviembre, Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres, se unen para denunciar la vulneración de los derechos fundamentales de las mujeres saharauis que se están cometiendo en los territorios ocupados del Sahara Occidental de forma continuada, en el mayor de los silencios por parte de la comunidad internacional.

Prueba manifiesta de ello es la huelga de hambre a la que se ha visto obligada Aminetou Haidar, la “Ghandi saharaui”, expulsada del Aaiun tras quitarle el pasaporte expedido en 2006 por el Gobierno marroquí y enviada a Lanzarote, donde el Gobierno español la ha aceptado irregularmente, sin denunciar a su homólogo marroquí y sin conminarle a respetar la legalidad internacional y los derechos humanos. Todo lo contrario, el Gobierno español sigue el juego de las autoridades alauitas, haciéndose cómplice de las vulneraciones de derechos del Pueblo Saharaui y, en este caso concreto, violando de forma sistemática los derechos de Aminetou Haidar. Porque, lo que el Ministro de Asuntos Exteriores vende como causas humanitarias, en realidad es una trampa para negar la libertad de movimiento de Aminetou Haidar, que con el estatuto de refugiado concedido, no podría entrar en el Sahara Ocupado hasta que las causas que ponen en peligro su vida quedaran revocadas. Como bien dice Aminetou, España sería, en realidad, su cárcel.

BASTA DE CINISMOS Y DE DOBLES JUEGOS

Compete al Gobierno poner fin a la violencia que se practica contra el Pueblo Saharaui y contra las mujeres saharauis, en los territorios ilegalmente ocupados del Sahara Occidental. Y en calidad de gobierno, le compete hacerlo exigiendo al reino de Marruecos que respete la Declaración Universal de Derechos Humanos. No se entiende que el Gobierno español tenga “relaciones privilegiadas” de hermandad con una monarquía marroquí que no duda en sacrificar la democracia y los derechos humanos bajo la máxima de patria o muerte que practica el gobierno marroquí hacia los y las activistas de derechos humanos.

Aminetou Haidar, que ha estado desaparecida y encarcelada por defender sus ideas y manifestar sus opiniones en contra del Gobierno de Marruecos, está en huelga de hambre. Con ella, 200 mujeres saharauis en el Sahara ocupado. Otras muchas de forma sistemática, son víctimas de palizas, desapariciones, violaciones sexuales... Ésta última es una situación que ha sido reiteradamente utilizada como arma de guerra, situación que se agrava más porque las mujeres no pueden recurrir a una vía jurídica que les respalde y les otorgue protección eficaz.

Nosotras nos comprometemos a ser voz de sus denuncias. Pero también seremos incansables en la denuncia de las violaciones de derechos cometidas por parte de los gobiernos, especialmente del Gobierno español. Seremos incansables en la exigencia de medidas que respeten los derechos fundamentales y la legalidad internacional.

Redes de apoyo a la UNMS y a las mujeres saharauis | 25/11/09