Portada del sitioPrensa y RecursosAgenda
Descargar en formato PDF
COMUNICADO DEL CONSEJO DE PAZ Y SEGURIDAD DE LA UNIÓN AFRICANA SOBRE LA SITUACIÓN DEL SÁHARA OCCIDENTAL
El Consejo de Paz y Seguridad de la Unión Africana (UA), en su 496 reunión, de 27 de marzo de 2015, ha adoptado la siguiente decisión sobre la situación en el Sahara Occidental:

El Consejo,

1. Toma nota del informe del Presidente de la Comisión sobre la situación en el Sahara Occidental [PSC/PR/2(CDXCVI)], así como de la comunicación hecha por el Enviado especial del Presidente de la Comisión para el Sahara Occidental, el ex-Presidente Joaquim Chissano, de Mozambique. El Consejo toma nota igualmente de las declaraciones hechas por el Ministro de Asuntos Exteriores de la República Árabe Saharaui Democrática (RASD) y por los representantes de la República Federal de Nigeria, miembro africano del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, y de la Secretaría de las Naciones Unidas;

2. Recuerda el Plan de acción adoptado en la sesión especial de la Conferencia de la Unión sobre el examen y la resolución de los conflictos en África, que tuvo lugar en Trípoli, Libia, el 31 de agosto de 2009 [SP/Assemblage/PS/PLAN(I)], y que expresa su apoyo a los esfuerzos de las Naciones Unidas por superar la fase de punto muerto en que está encallado el proceso de paz en el Sahara Occidental, y a las resoluciones del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas que apelan a negociaciones directas entre las Partes en el conflicto, esto es, el Reino de Marruecos y el Frente Polisario, sin condiciones previas y de buena fe, para llegar a una solución política justa, duradera y mutuamente aceptable que facilite la autodeterminación del pueblo del Sahara Occidental en el marco de arreglos conformes a los objetivos y principios enunciados en la Carta de las Naciones Unidas, y que requieren para ello la intensificación de los esfuerzos para la organización de un referéndum que permita al pueblo del Territorio elegir entre la opción de la independencia y la de la integración en el Reino de Marruecos;

3. Recuerda además la decisión EX.CL/Dec. 758 (XXII) adoptada en la 22 sesión ordinaria del Consejo Ejecutivo, celebrada en Addis Abeba los días 24 y 25 de enero de 2013, que pedía a la Comisión tomar todas las medidas necesarias para organizar un referéndum para la autodeterminación del pueblo del Sahara Occidental, en aplicación de las decisiones pertinentes de la Organización de la Unidad Africana (OUA) y de las resoluciones de las Naciones Unidas. Recuerda igualmente la decisión EX.CL/Dec. 773 (XXIII) adoptada en la 23 sesión ordinaria del Consejo Ejecutivo, celebrada en Addis Abeba del 19 al 23 de mayo de 2013, que reiteraba las decisiones y tomas de postura anteriores de la OUA/UA sobre la situación del Sahara Occidental, y que pedía a la Presidente de la Comisión que continuase sus esfuerzos, incluidas nuevas consultas a las partes, y la interacción con las Naciones Unidas y los otros actores internacionales afectados;

4. Recuerda también la decisión Assembly/AU/Dec.559(XXIV) adoptada en la 24 sesión ordinaria de la Conferencia de la Unión, celebrada en Addis Abeba los 30 y 31 de enero de 2015, que reitera el llamamiento del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas a las Partes para que prosigan las negociaciones sin condiciones previas y de buena fe; que expresa el apoyo pleno de la UA a los esfuerzos desplegados por el Enviado personal del Secretario General de las Naciones Unidas; que se felicita de las medidas tomadas por la Presidente de la Comisión en el marco del seguimiento de la decisión pertinente del Consejo Ejecutivo; y que le pide que prosiga sus esfuerzos con el fin de movilizar el apoyo necesario al proceso que dirigen las Naciones Unidas;

5. Se felicita por los esfuerzos constantes del Secretario General de las Naciones Unidas y los de su Enviado personal, en la búsqueda de una solución en el marco de las resoluciones pertinentes del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, incluidas las consultas llevadas a cabo por el Enviado personal en el marco de su nuevo enfoque, como se indica en el informe del Secretario General sobre la situación relativa al Sahara Occidental, de fecha 10 de abril de 2014 (S/ 2014/258);

6. Se felicita, por otra parte, de las medidas tomadas por la Presidente de la Comisión en la puesta en marcha de las decisiones pertinentes de las instancias políticas competentes de la UA en apoyo de los esfuerzos realizados por las Naciones Unidas, incluyendo la nominación del ex-presidente Joaquim Chissano como Enviado especial de la UA, y la iniciativa de interactuar con las Partes en conflicto. El Consejo se declara satisfecho de las consultas llevadas a cabo por el Enviado especial con los miembros permanentes del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas y con España, en tanto que antigua potencia ocupante, así como con la Secretaría de las Naciones Unidas, y le felicita por la dedicación con que desarrolla su mandato;

7. Observa con profunda preocupación que, cuatro décadas después del estallido del conflicto en el Sahara Occidental, y cincuenta años después de la decisión de descolonizar el Sahara Occidental, todos los esfuerzos encaminados a encontrar una solución han fracasado hasta ahora, y que el estancamiento actual, no sólo aumenta la tensión en el Territorio, sino que también socava los esfuerzos que pretenden promover la integración en la región del Maghreb. Por consiguiente, el Consejo subraya la urgencia de renovar esfuerzos para salir de este punto muerto. A este respecto, el Consejo:

(i) hace un llamamiento para una acción internacional reforzada y coordinada para la organización rápida de un referéndum para la autodeterminación del pueblo del Sahara Occidental, de conformidad con las decisiones pertinentes de la OUA/UA y con las resoluciones de las Naciones Unidas;

(ii) exhorta al Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas a que tome todas las decisiones necesarias para asegurar un avance en la búsqueda de una solución al conflicto del Sahara Occidental, reconociendo su papel crucial y su responsabilidad principal en el mantenimiento de la paz y de la seguridad internacionales. A este respecto, el Consejo anima al Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, con motivo de su reunión sobre la cuestión del Sahara Occidental prevista para Abril de 2015, a prestar toda la atención que requiere la recomendación expresada en el informe ya mencionado del Secretario General, de 10 de abril de 2014, con vistas a un examen completo del marco fijado en abril de 2007 para el proceso de negociación si ningún progreso se hubiera producido antes de abril de 2015, teniendo en cuenta que este examen debería apuntar a facilitar la puesta a punto rápida de un referéndum para la autodeterminación del Sahara Occidental;

(iii) renueva su apoyo a los llamamientos realizados por el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas para negociaciones directas entre las dos Partes, a saber, el Reino de Marruecos y el Frente Polisario, sin condiciones previas y de buena fe, para alcanzar una solución política justa, duradera y mutuamente aceptable que permita la autodeterminación del pueblo del Sahara Occidental, en el contexto de arreglos conformes a los objetivos y principios enunciados en la Carta de las Naciones Unidas ; y

(iv) llama a la comunidad internacional a prestar pleno apoyo a los esfuerzos tendentes a superar el estancamiento actual.

8. Apoya a la Presidente de la Comisión, sobre todo a través de su Enviado especial o mediante cualquier otro acuerdo apropiado, a que prosiga e intensifique los esfuerzos ya iniciados en el marco del seguimiento de las decisiones pertinentes de las instancias políticas competentes de la UA, en particular el refuerzo de los contactos con las Partes, los Estados vecinos y otros Estados miembros de la UA, así como con las Naciones Unidas y otros actores internacionales, para promover la ejecución efectiva de las decisiones pertinentes de la OUA/UA y de las resoluciones de las Naciones Unidas sobre el Sahara Occidental, teniendo in mente el papel de la OUA/UA como Garante del Plan de Paz ratificado por la resolución AHG/Res.104 (XIX), adoptada en la 19 sesión ordinaria de la Conferencia de Jefes de Estado y de Gobierno, celebrada en Addis Abeba del 6 al 12 de junio de 1983, que ha servido de base a las Propuestas de reglamento de agosto de 1988, que pusieron en marcha el proceso de paz en el Sahara Occidental. A este respecto, y teniendo en cuenta que el Sahara Occidental sigue siendo una cuestión pendiente en el cumplimiento completo de la descolonización de África, el Consejo:

(i) decide reactivar el Comité ad hoc de Jefes de Estado y de Gobierno sobre el conflicto del Sahara Occidental, establecido de conformidad con la resolución AHG/Res.92(XIV) adoptada en la 15 sesión ordinaria de la Conferencia de Jefes de Estado y de Gobierno de la OUA, celebrada en Khartoum, Sudán, del 18 al 22 de julio de 1978. El Consejo decide además ampliar el Comité ad hoc de manera que esté compuesto por 10 Jefes de Estado y de Gobierno, a razón de dos para cada una de las cinco regiones del continente. El Consejo pide a la Presidente de la Comisión que inicie urgentemente las consultas necesarias para terminar la composición del Comité y hacerlo operativo;

(ii) ruega a la Presidente de la Comisión que, siguiendo los canales apropiados, emprenda una gestión ante la dirección del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas para que el Enviado Especial de la UA para el Sahara Occidental tenga la oportunidad de dirigirse a la reunión del Consejo de Seguridad de Abril 2015, sobre el Sahara Occidental. El Consejo pide, por otra parte, a los miembros africanos del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas que operen en el marco del A3, que apoyen esta petición y que faciliten su consecución;

(iii) decide organizar un Grupo internacional de contacto sobre el Sahara Occidental (GIC-SO), con el fin de mantener la cuestión en la agenda de la comunidad internacional y de movilizar el apoyo necesario para la solución rápida del conflicto, y ruega a la Presidente de la Comisión que emprenda las consultas que sean necesarias para este fin; y

(iv) decide además examinar con regularidad, y por lo menos dos veces al año, la situación del Sahara Occidental, en base a puestas al día y recomendaciones hechas por la Presidente de la Comisión;

9. Espera con interés la renovación del mandato de la Misión de las Naciones Unidas para el Referéndum en el Sahara Occidental (MINURSO) a la expiración, el 30 de abril de 2015, del mandato actual, según decisión del Consejo de Seguridad en su resolución 2152 (2014) del 29 de abril de 2014. El Consejo anima al Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas a tomar las medidas necesarias para dar a la MINURSO un mandato en materia de derechos humanos, habida cuenta de la necesidad de asegurar la vigilancia duradera, independiente e imparcial de los derechos humanos, tanto en el Territorio como en los campos de refugiados. El Consejo ruega al Alto Comisionado de las Naciones Unidas por los Derechos Humanos que tome medidas apropiadas a este respecto;

10. Ruega a la Comisión Africana de Derechos del Hombre y de los Pueblos (CADHP) que emprenda, lo más rápido posible, una misión en el Sahara Occidental y en los campos de refugiados, para evaluar la situación de los derechos humanos y hacer recomendaciones al Consejo, apoyándose para ello en los resultados de la visita que efectuó en septiembre de 2012 en la región. A este respecto, el Consejo exhorta al Gobierno del Reino de Marruecos a que coopere plenamente con la CADHP, en concreto, permitiéndole visitar los Territorios;

11. Exhorta al Consejo de Seguridad de Naciones Unidas a encontrar una solución a la cuestión de la explotación ilegal de los recursos naturales del Territorio, teniendo in mente el llamamiento hecho por el Secretario General de las Naciones Unidas en su informe de 10 de abril de 2014, para que, a la luz del interés creciente que despiertan los recursos naturales del Sahara Occidental, todos los actores afectados “reconozcan el principio de la primacía de los intereses de los habitantes de estos territorios, conforme al Capítulo XI, artículo 73 de la Carta”. A este respecto, el Consejo recomienda el examen de una estrategia global de boicot de los productos de las compañías implicadas en la explotación ilegal de los recursos naturales del Sahara Occidental, como medio para reforzar la movilización de la comunidad internacional sobre la situación en el Sahara Occidental;

12. Ruega a la Presidente de la Comisión que transmita el presente comunicado a las Partes, para su información y acción si fuera necesario. El Consejo ruega, por otra parte, a la Presidente de la Comisión que transmita el comunicado al Secretario General de las Naciones Unidas y que le pida que lo haga circular como documento oficial del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, y que lo transmita igualmente a otros actores internacionales afectados;

13. Decide mantener el interés por la cuestión de una manera activa.



English version: http://www.peaceau.org/en/article/communique-of-the-peace-and-security-council-of-the-african-union-au-at-its-496th-meeting-held-on-27-march-2015-on-the-situation-in-western-sahara

French version: http://www.peaceau.org/fr/article/communique-du-conseil-de-paix-et-de-securite-de-l-union-africaine-ua-en-sa-496eme-reunion-tenue-le-27-mars-2015-sur-la-situation-au-sahara-occidental